Depresión Post Parto

La invisibilidad de la depresión post parto

La sociedad nos vende una imagen de plena felicidad en las mujeres que acaban de tener un bebé. En la televisión, en el cine y en muchas novelas nos las describen radiantes, llenas de felicidad y de emoción ante la maternidad. Sin embargo, esta imagen está muy alejada de la realidad. Lo cierto es que alrededor del 80% de las mujeres sufre depresión post parto, sintiéndose tristes, afligidas y cansadas debido a los cambios hormonales que se han producido en su cuerpo después de dar a luz, pero también al nuevo reto al que se enfrentan.

A pesar de que la cifra de mujeres que padecen este trastorno sea elevada, su visibilidad es muy reducida. Hace apenas unos días la cantante canadiense Alanis Morissette concedió una entrevista a la revista People para hablar de la depresión post parto que padece y así servir de ejemplo a las mujeres que también la sufren en silencio, animándolas con su confesión pública a hacer lo mismo y recibir tratamiento.

“Yo solía ser como una roca que daba protección y seguridad a los demás. Sé que soy una persona capaz de tomar decisiones y que era una líder en quien se podía confiar, pero ahora apenas puedo decidir qué preparar de cena”, declaraba la cantante Alanis Morissette en la entrevista. Estas palabras nos pueden servir para hacernos una idea de la magnitud que puede alcanzar una depresión post parto incluso en una persona con éxito y de carácter fuerte.

No es la única famosa que ha alzado su voz para hablar de la depresión post parto de forma clara. También lo hizo la cantante Adele, quién afirmó que estaba obsesionada con su hijo y que se “sentía muy inadecuada, como si hubiera tomado la peor decisión de mi vida”.

Estas confesiones hacen más visible una situación que se suele esconder. Y es que las mujeres que sufren depresión post parto se avergüenzan de sus sentimientos, se sienten culpables, “malas madres” y sobre todo juegan a ocultarlo, lo que hace más complicada su recuperación.

¿Cómo saber si padezco depresión post parto?

La mayor dificultad de la depresión posparto es identificar cuando estamos viviendo una etapa normal de cansancio y estrés por la maternidad o cuando nos estamos enfrentando a una depresión como tal. Como hemos mencionado, la mayoría de las mujeres padecen depresión posparto, pero suele ser leve, es decir, los síntomas no duran más allá de un par de semanas.

Sin embargo, cuando los síntomas son intensos y perduran en el tiempo, estamos hablando de una depresión post parto de carácter grave que hay que tratar inmediatamente mediante terapia para evitar que se prolongue durante meses o incluso años.

En este sentido, los síntomas de la depresión posparto más frecuentes son los siguientes:

  • Tristeza – Experimentar una sensación de infelicidad permanente, llorando por cualquier motivo.
  • Cansancio – Ante el cansancio y el agotamiento propio de esta situación, las mujeres con depresión posparto tienen la sensación de ser inútiles e incapaces de hacer frente a la maternidad.
  • Irritabilidad –El carácter se vuelve irritable, poniéndose a la defensiva de manera frecuente.
  • Ansiedad – El miedo a no ser capaz de cuidar como es debido de su bebé o la culpabilidad por sentirse triste en vez de feliz ante su nacimiento pueden derivar en serios cuadros de ansiedad.
  • Falta o exceso de apetito– Los síntomas anteriormente mencionados pueden llevar a la paciente a rehusarse a comer o por el contrario a comer demasiado.
  • Insomnio – La situación puede originar insomnio, lo que no hace sino acrecentar el malestar general.

Hay algunas mujeres que tiene un riesgo mayor de padecer depresión posparto. Por ejemplo, si la mujer ha vivido una situación traumática durante el embarazo o al poco tiempo de dar a luz, ha padecido depresión anteriormente, es víctima de violencia doméstica, está desempleada o si se trata de un embarazo no deseado o planeado, es más probable que padezca depresión posparto.  Aunque no es una ciencia exacta. Hay mujeres que con estos factores de riesgo consiguen sortear la depresión, en cambio otras que no se encuentran en ninguno de los supuestos la padecen.

¿Cómo se trata la depresión post parto?

El tratamiento de la depresión post parto es similar al de cualquier otra clase de depresión, siendo la terapia psicológica la vía más efectiva. Es vital en este trastorno proceder al tratamiento desde el primer momento y sobre todo conseguir que la paciente exteriorice todo lo que le pasa, sin sentirse culpable, ni “mala madre” por ello.

La labor de los psicólogos, por tanto, es contribuir a que explique cómo se siente y a ayudarle a que vea su nueva etapa con una actitud más optimista. Normalmente, se suele aconsejar que la familia también se implique en el tratamiento para conseguir mejores resultados y en un tiempo menor.

Lo más importante es ser consciente de que lo que te sucede es totalmente normal y sobre todo que tiene cura, siempre y cuando te pongas en manos de expertos que te ayuden a reconducir el problema.

Al continuar utilizando el sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información

La configuración de cookies en este sitio web está configurada para "permitir cookies" para ofrecerle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web sin cambiar la configuración de cookies o hace clic en "Aceptar" a continuación, está dando su consentimiento.

Cerrar